5 mar. 2013

Ideal, ideal




No sé qué pensarían las señoras de la época. Las señoras que no eran todas las señoras. Las señoras bien (hablamos de la época del anuncio, finales de la década de los 40) que serían una minoría. Dudo que siendo señoras bien supieran quién era Visnú. "Ay, sí, querida...Visnú es ideal para el cutis", me llega el eco de una conversación de salón. Visnú era una crema y punto. Sigo la pista del fabricante. ¿Elegiría el nombre al azar? Posibilidad primera. Que en otros países ya existiera la marca y aquí fuera una importación. Posibilidad segunda. Que como suena exótico encajara en la venta de esta clase de productos para señoras bien. Posibilidad tercera, y se me antoja improbable. Que como Visnú era el dios protector (de la santísima trinidad hinduista era el bondadoso, pues otro, Brahma va de creador y el otro, Siva, se manifiesta como destructor) y la pócima llegaba para proteger epidermis, velar arrugas y convertir en artistas a todas las señoras que se la aplicaran, había algo de rescate religioso (perdóneme, padre, por mi paganismo) y trascendental. Visnú, Visnú, Visnú. Suena tan hechicero que ¿cómo no rechazar las imitaciones? 



10 comentarios:

  1. Tienes un muy interesante blog. Me gusta tanto su estética despojada como su contenido.
    Saludos desde el sur.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias.Cuidado con los caminos del contenido...

      Eliminar
  2. Me encanta la publicidad de esa época. Más bien creo que se decidieron por el nombre de Visnú por su resonancia exótica, era la época de las películas de Sabú y "La senda de los elefantes". Enfrente de mi casa había un cartel con el jinete de Nitrato de Chile que me tenía fascinado. Saludos. Borgo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vaya, también uno de los carteles de mi infancia el de Nitrato. Pero había más, trato de hacer memoria...ZZ, Norit...Y para fascinación de fascinaciones: los carteles de películas. Buen día.

      Eliminar
    2. Y aquel otro icono, silueta contundente prima-hermana del benemérito capote y anticipo de Batman, que era SANDEMAN, el hombre de la capa.

      Eliminar
    3. Cierto, Loam, Sandeman estaba allí.

      Eliminar
  3. Ui, Visnú... hi ha coses que fascinen pel nom i per l'olor abans de saber què volen dir. Així, per a mi, Visnú, Maderas de Oriente, Belladermis, "Quelques fleurs" (d'Houbigant) i altres productes que usaven la mare i l'àvia. L'avi usava la colònia Pin's. Si ara en pogués sentir el perfum, tornaria a la meva infantesa, però aquestes olors s'han perdut, com les vides. Cada aroma una època: per a mi, joventut és la colònia Isabel Maria.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De los nombres que citas, Olga, el que más me suena es Maderas de Oriente, con el dibujo de una casa con cúpula oriental, árabe. Creo que por algún sitio debe quedar un estuche de mi madre. Nombres que son iconos, muy personales, por eso porque nos vinculan con las vidas que ya no son. Y con miles de detalles.

      Eliminar
  4. A mí me suena a "Venus", pero ciertamente mi pensamiento est´pa un poco sesgado últimamente, cosas de la edad y de la decadencia del ser humano.

    Hago mías las palabras de Neogéminis, interesante el blog e impecable la estética.

    Un gran abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vamos, que por mitologías va la cosa, ¿no, Rick? Seguro que tu pensamiento está entero, lo que nos ocurre a muchos es que se muestra tan dinámico y pretende permanecer aún tan jovial que se nos escapa.

      Gracias por llegar hasta aquí. Un abrazo.

      Eliminar